Obispo de Jinotega pide al gobierno «no poner trabas a la solidaridad»

Monseñor Carlos Herrera

Monseñor Carlos Herrera

Monseñor Carlos Herrera, Obispo de Jinotega y presidente de Cáritas de Nicaragua hizo un llamado a “no poner trabas a solidaridad”. La frase se refiere a que el gobierno emitió una normativa de que toda donación de alimentos debe canalizarse a través del Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención de Desastres (SINAPRED).

“Los colaboradores tienen reservas para ayudar, porque si no hay seguridad de que ésta va a llegar directamente a las personas necesitadas, pues sí, la gente se retracta o ya no quiere colaborar (…) Tienen inseguridad, (piensan) que su ayuda no va a ir a la gente pobre, que va a quedar en la institución del gobierno”, declaró Herrera vía telefónica a Confidencial.

El Obispo de la Diócesis de Jinotega explicó que de aplicarse la normativa estatal, carente de fundamento jurídico, que fue anunciada a través de la primera dama Rosario Murillo el pasado 19 de Octubre, su organización – que depende de la Conferencia Episcopal de Nicaragua – se vería “grandemente” afectada, porque depende de quienes no saben qué pasará realmente con las donaciones.

La incertidumbre de los donantes de Cáritas Nicaragua surge a raíz del decomiso que la Policía Nacional ejecutó hace más de dos semanas, cuando prohibieron a unos cuarenta campesinos de Nueva Guinea y Río San Juan entregar 800 quintales de alimentos que pretendían donar a más de mil familias del Corredor Seco, quienes padecen de hambre a consecuencia de la sequía que golpea la zona. La Mesa Redonda.

Marcar como favorito enlace permanente.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.