Vulcanólogo descarta origen de “enjambre sísmico” por dique basáltico | Nicaragua

Imagen de geologiacostarica.blogspot.com

Imagen de geologiacostarica.blogspot.com

El vulcanólogo salvadoreño, Walter Hernández, descartó hoy en Nicaragua que el llamado “enjambre sísmico” registrado en los últimos días en la zona occidental del país centroamericano se deba a una formación rocosa o dique basáltico, publicó la agencia Xinhua. El especialista explicó que en la geografía de la zona no se observan nuevas fracturas por una mayor actividad tectónica en los municipios nicaragüenses de El Sauce y Achuapa.

Hernández llegó a esa conclusión al igual que colegas del estatal Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Ineter), quienes visitaron la víspera el cerro “La Puerta” donde se localiza este conjunto rocoso de más de 500 metros de longitud. El complejo de rocas conocido como dique basáltico del cerro “La Puerta” data de hace unos 30 o 40 millones de años, es decir, es bastante antiguo y forma parte de la cadena volcánica del Pacífico.

“Lo ocurrido en Achuapa y El Sauce es porque la energía acumulada bajo tierra se está desplazando a través de fallas cortas en distintas direcciones y éstas se están acoplando, casi como cuando se tiene un juego de dominó, si se mueve una ficha, se mueven otras”, sostuvo.

Fallas acumulan tensiones y tratan de disipar energía

Reiteró que en ese punto no hay registro de ninguna activación relacionada con los pequeños temblores que se han sentido desde el pasado 11 de septiembre, ya que se carece de la presencia de grietas o rupturas frescas en la superficie de las rocas. “Estas fallas locales son de poca profundidad y con una área de afectación limitada a algunos kilómetros. Además, los terrenos son viejos y muy vulnerables, por lo cual hay piedras que se están desprendiendo en el cerro”, explicó Hernández.

Dijo que las fallas acumulan “tensiones y tratan de disipar la energía a través de estos enjambres, donde las profundidades son someras”, y por eso la gente de la localidad siente los temblores. El especialista salvadoreño externó, no obstante, su preocupación por las familias que viven cerca del cerro “La Horqueta” en las comunidades de La Sabana, La Chocoya, Las Cañas y La Puerta, donde varias viviendas de adobe y tejas han resultado dañadas.

A su vez, la también vulcanóloga de El Salvador, Griselda Marroquín, dijo que el sonido que se produce antes de un temblor como “crujido” es un fenómeno natural. “Esa energía se aprecia en forma de sonido y causa ondas (por el movimiento), para convertirse en sonido y éste viaja más rápido que la corteza, por esta razón la gente escucha primero un ‘bujido'”, expresó Marroquín. Carta Bodán.

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario