Una huelga de metro en São Paulo complica la inauguración del Mundial

Imagen de http://www.24-horas.mx/

Imagen de http://www.24-horas.mx/

La entrada al estadio de Itaquerão, al este de São Paulo, puede convertirse en un martirio para los miles de seguidores que acudan el jueves a la inauguración del mundial con el Brasil-Croacia. Las protestas han continuado y esta mañana la policía ha dispersado con gases lacrimógenos a los manifestantes que cortaban una de las calles principales del centro financiero, Rua Vergueiro, informó la agencia AFP. Los 70 piquetes que han entrado a la estación principal de metro para parar los servicios mínimos también han sido recibido con granadas de humo, según ha explicado el presidente del sindicato, Altino Melo dos Prazeres, a la agencia AFP.

Tras una asamblea celebrada el domingo, el sindicato de los trabajadores del metro de São Paulo decidió continuar con la huelga que paraliza el metro desde el jueves y que afecta a cerca de cuatro millones de personas, que pone en riesgo la movilidad de la ciudad a tres días de que el balón comience a rodar. El jueves, primer día del paro, que responde a peticiones salariales, la ciudad, ya de por sí proclive a embotellamientos monumentales, registró un atasco casi histórico de 239 kilómetros en el área central de São Paulo. La ciudad casi se paralizó por completo.

Los trabajadores decidieron continuar la huelga a pesar del fallo unánime del Tribunal Regional del Trabajo, que en una sesión extraordinaria acordaron que el paro es ilegal. Además, aumentaron la cuantía de la multa por incumplir los servicios mínimos de 30.000 a 150.000 euros. Solo las líneas privatizadas funcionan, pero la que lleva al estadio, la roja, es pública y se ve afectada. También corre el riesgo de quedar parado el tren expreso que enlaza el centro con el estadio.

Carta Bodán

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario