Nicaragua ha pagado US$447 millones a estadounidenses por propiedades

dolaresManagua.- El Estado nicaragüense ha pagado 447 millones de dólares a ciudadanos estadounidenses por sus propiedades confiscadas en este país durante el primer régimen sandinista en la década de 1980 del siglo pasado, informó hoy una fuente diplomática.

“El monto pagado a los ciudadanos estadounidenses desde 1993, según la página oficial de internet de la Procuraduría General de la República (de Nicaragua), asciende a 447 millones de dólares y no a 1.279 millones de dólares como se ha reportado en días recientes”, señaló la embajada estadounidense en Managua en un comunicado. La legación diplomática aclaró que los 1.279 millones de dólares han sido reportados por otras fuentes como el monto total pagado por el Gobierno de Nicaragua desde 1993 a todos los reclamantes y no exclusivamente a los ciudadanos estadounidenses, publicó la agencia EFE.

Nicaragua tiene pendiente resolver 178 reclamos de propiedades confiscadas a estadounidenses en el primer régimen sandinista (1979-1990), de acuerdo con la información oficial. La embajada estadounidense aseguró que su Gobierno continúa dialogando con el de Nicaragua en la búsqueda de una solución a los 178 reclamos de propiedad todavía pendientes, de la cual depende la concesión de un nuevo “waiver”.

Reclamos se resolverían en un plazo máximo de tres años

El “waiver” es una dispensa de un año que Estados Unidos otorga a Nicaragua en el caso de las propiedades de norteamericanos confiscadas por los sandinistas, lo que permite al país seguir recibiendo la ayuda estadounidense. La dispensa, conocida en inglés como “waiver”, permite también mantener el apoyo de EE.UU. para que las instituciones financieras internacionales otorguen préstamos a Nicaragua.

La dispensa es una prórroga que otorga EE.UU. durante la cual se congela la aplicación de una serie de sanciones financieras o de otra índole, en este caso a Nicaragua, por las confiscaciones de tierras a ciudadanos estadounidenses. El asunto de los reclamos de propiedades se remonta a las confiscaciones hechas por los sandinistas y que originaron la llamada “piñata”, como comúnmente se conoce en este país al reparto entre sandinistas de los bienes confiscados a la familia Somoza y a sus allegados en la década de 1980.

Estados Unidos sólo cuenta como casos resueltos aquellos en los que el bien reclamado ha sido recuperado o en los que se ha firmado un finiquito, después que el reclamante ha sido indemnizado. Nicaragua espera resolver en un plazo máximo de tres años los reclamos de propiedades confiscadas a ciudadanos estadounidenses en el primer régimen sandinista.

Carta Bodán

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario