Nace preocupación por saturación vehicular | Nicaragua

Ilustración

Ilustración

El asesor económico presidencial, Bayardo Arce Castaño instó, en la pasada Feria de la Construcción, a los protagonistas del sector a estudiar lo que él llamó una “reingeniería de las carreteras, calles y avenidas de la capital”, para soportar el creciente aumento del parque vehicular.

La mala noticia es que los automóviles pueden estrangular la ciudad y la congestión del tránsito ya se siente en Managua, es difícil llegar a la hora exacta al destino que uno se propone, comentó Arce, mientras el transporte público es lento y a veces inseguro.

El acceso al crédito bancario ha propiciado la compra de automóviles. En 2015, la importación se incrementó un 25%, liderada por las ventas de carros pequeños o compactos. Entre enero y octubre de ese año, Nicaragua importó 14,756 automotores nuevos, superando a los 11 mil del 2014, un crecimiento interanual del 25%. En 2016, la Asociación Nicaragüense de Distribuidores de Vehículos Automotores (ANDIVA) espera colocar 16 mil unidades más, sin incluir las más de 30 mil motos previstas a colocarse en este año.

Arce recomendó mejorar el transporte público, con un servicio satisfactorio y seguro, unidades modernas para que el usuario pueda dejar su carro en su casa y utilizar los buses, esto ayudaría a la descongestión vehicular, señaló.

Trinchera de la Noticia

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario