Miles de nicaragüenses se quedaron sin buses por Ortega y Maduro

Las paradas de buses estaban llenas la tarde de este viernes en Managua sin ser hora pico porque el presidente inconstitucional Daniel Ortega utilizó la mayoría de las 835 unidades para una actividad de su partido. LA PRENSA/ O.

Las paradas de buses estaban llenas la tarde de este viernes en Managua sin ser hora pico porque el presidente inconstitucional Daniel Ortega utilizó la mayoría de las 835 unidades para una actividad de su partido. LA PRENSA/ O.

Miles de personas caminaron largos trechos o pagaron el servicio de taxi la tarde de este viernes en Managua, porque la mayoría de buses del transporte colectivo fue utilizada para trasladar a empleados públicos y militantes del oficialista Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) a la concentración convocada por el gobierno de Ortega en solidaridad con el régimen venezolano encabezado por Nicolás Maduro, señala una información del diario La Prensa.

El malestar por este hecho se evidenció anoche mismo a través de la red social Twitter: “Apoyan a Venezuela pero al pueblo trabajador de #Nicaragua lo dejan sin buses. ¡Bravo!”, expresó @hazellflores. Por su parte, el usuario @pinoleroscom se refirió así al tema: “Pobre los trabajadores estatales,desvelados,cansados y de paso tener que aguantar estos discursos”.

Los habitantes de Managua habían experimentado la misma situación el domingo anterior, cuando el FSLN movilizó a centenares de simpatizantes y empleados públicos para enfrentar e intimidar a las mujeres que participaban en un acto de celebración del Día Internacional de la Mujer. Violeta Granera, dirigente de la de una de las organizaciones de sociedad civil de Nicaragua opinó en su cuenta: @VioletaG: “Es una ignominia. El domingo rotondeando para amedrentar mujeres y ahora por Maduro”.

La decisión de acaparar unidades de transporte para la manifestación, que tuvo su punto de concentración en la Avenida Bolívar, resintió a los usuarios, quienes regresaron a sus hogares a como pudieron, dice La Prensa.

Cony Mendoza tuvo que pagar el servicio de taxi para llegar a su casa porque los pocos buses que pasaban por El Zumen iban llenos. “Siempre lo mismo, se llevan los buses, eso no se hace”, reclamó mientras buscaba taxi entre una multitud que se encontró con la misma realidad.

El caso de Néstor Moncada fue diferente. Al no poder pagar la carrera de taxi, caminó desde el sector de la UNAN-Managua —donde labora como conductor de una empresa de lácteos— hasta la Universidad Centroamericana (UCA), buscando cómo abordar un bus.

Estando en la UCA cruzaba los dedos y echaba un vistazo en la vía con la esperanza de que apareciera una unidad que lo llevara, aunque fuera cerca de su casa, ubicada en Rubenia, agrega la nota del periódico nicaragüense.

Fue sorpresa, salí del trabajo y me encontré con que se llevaron los buses y que no había de otra que caminar lo más que pudiera para llegar a la casa”, indicó Moncada, sin poder esconder la cara de molestia.

“Si van a ocupar los buses, como siempre hacen, por lo menos que avisen con tiempo para que uno se prepare, que sepa lo que le espera”, agregó Moncada.

"... que se tuvieron que ir a pie, no había rutas y debieron ir obligatorio a las rotondas? ja ja ja ja ja" @TweetsNicas. Protesta con humor en redes sociales.

“… que se tuvieron que ir a pie, no había rutas y debieron ir obligatorio a las rotondas? ja ja ja ja ja” @TweetsNicas. Protesta con humor en redes sociales.

Usuarios muy molestos

Juana Rosales, quien trabaja apenas para vivir, no tenía para pagarle a un taxista que la llevara a su casa. “Sería un lujo para mí, no tengo para eso”, reconoció, cuando esperaba una unidad de bus en el Siete Sur.

A las 6:00 p.m., quienes esperaban transporte público en El Zumen ya no tenían paciencia para esperar más y cuando miraban un bus en el semáforo corrían hacia la unidad para intentar abordarla, haciéndole una señal de súplica al conductor que abriera la puerta.

Hubo quejas de muchas personas de que los taxistas aprovecharon la ocasión para cobrar exageradamente. Algunos rechazaron las propuestas, pero otros, en medio de la desesperación, pagaron casi el doble de lo que pagan en un día normal, cuando los buses no se los lleva el Frente Sandinista para realizar sus actividades partidarias.

Con información de La Prensa y Nicaragua Hoy

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario