“Golpe de Estado”, dice oposición tras resolución de Corte Suprema | Nicaragua

Eduardo Montealegre

Eduardo Montealegre

La principal coalición opositora de Nicaragua tildó hoy de “golpe de Estado” la resolución de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) que otorgó la representación legal del Partido Liberal Independiente (PLI), principal de oposición, a un dirigente distanciado de ese grupo, informa desde Managua la agencia de noticias EFE.

“Con esta sentencia, (el presidente y candidato a la reelección) Daniel Ortega está tratando de darle un golpe de Estado a la oposición, porque sabe que no nos puede derrotar en las urnas” en noviembre próximo, dijo en rueda de prensa el anterior representante del PLI y coordinador de la Coalición Nacional por la Democracia, Eduardo Montealegre.

La Sala Constitucional de la CSJ falló este miércoles en contra del excanciller Montealegre como representante legal del PLI, y en su lugar la otorgó a Pedro Reyes, quien se encontraba distanciado de la coalición opositora.

El PLI está dividido en cuatro fracciones y desde el 2011 la representación estaba en manos de Montealegre, quien coordina la coalición integrada por diferentes partidos de oposición, incluyendo disidentes sandinistas.

La decisión de la Sala Constitucional de la CSJ, dominada por magistrados afines al Gobierno, de nombrar un nuevo representante legal del PLI, se da tres días después de que los opositores, con el PLI a la cabeza, ratificaran su fórmula presidencial: el diputado Luis Callejas para la Presidencia y la exdirigente cívica Violeta Granera para la Vicepresidencia.

Con la designación del nuevo representante legal, los nombramientos quedan sin efecto, a menos que la nueva facción decida ratificarlos.

Montealegre anunció que se movilizarán por las calles de los diferentes municipios de Nicaragua para reclamar su participación en las elecciones nacionales de noviembre en la casilla del PLI, indica la nota de EFE.

La Sala Constitucional ordenó al Consejo Supremo Electoral (CSE) ajustar el calendario electoral en función de la resolución de hoy, y destacó “la superioridad constitucional de la Corte”.

La segunda fuerza política, el PLI, tiene derecho, por ley, a tener al menos un miembro en cada mesa de las juntas receptoras de votos, beneficio que ahora corresponderá al PLI de Reyes.

Pero es el PLI que lidera Montealegre es la principal fuerza de oposición en Nicaragua, expresada en 24 de los 91 diputados en el Parlamento.

Los otros tres ciudadanos que disputaban la representación legal de ese partido, incluido Reyes, apenas tienen actividad política, de acuerdo a la coalición.

Previo a la resolución de la Sala Constitucional de la CSJ, los opositores se plantaron en las afueras del Poder Judicial en la que exigían ratificar a Montealegre como representante legal del PLI.

Los opositores interrumpían el tráfico de vehículos cada cinco minutos y demandaban la celebración de elecciones libres y transparentes.

Desde hace más de 50 semanas, la coalición opositora celebra protestas semanales para exigir al CSE unas elecciones libres y transparentes.

Acusan al órgano electoral de alterar los resultados de las elecciones municipales de 2008 y de las presidenciales de 2011 a favor del gobernante Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), que este año postula de nuevo al presidente Daniel Ortega para la reelección.

Nicaragua elegirá el 6 de noviembre a un presidente, un vicepresidente, 90 diputados locales y otros 20 ante el Parlamento Centroamericano, concluye el despacho de la agencia de noticias EFE.

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario