Expresidente hondureño acusado en caso Fifa

fifa_corrupcionLa fiscalía de Estados Unidos acusó el jueves a buena parte de la cúpula directiva de las confederaciones de fútbol americanas, la Concacaf y la Conmebol, de participar en un multimillonario esquema de corrupción, ampliando todavía más el escándalo que asola a la FIFA desde mediados de año.

El escándalo no solo ha escalado un peldaño más sino que ya abarca a un expresidente: En el listado de los acusados está el expresidente de Honduras, Rafael Leonardo Callejas.

Documentos de la corte mostraron que los presidentes de la Conmebol y la Concacaf fueron acusados junto al jefe de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF), que se encargó de organizar el Mundial 2014.

La policía suiza arrestó en la madrugada del jueves al paraguayo Juan Ángel Napout, jefe del ente rector en Sudamérica, la Conmebol, y al hondureño Alfredo Hawit, presidente de la Confederación de Fútbol de Norteamérica, Centroamérica y el Caribe (Concacaf), en un hotel de Zúrich.

La nueva acusación identificó al presidente de la CBF, Marco Polo Del Nero, y al ex mandamás de la entidad Ricardo Teixeira entre los acusados. Teixeira es yerno del ex presidente de la FIFA Joao Havelange.

27 acusados y $270 millones en sobornos

“Dos generaciones de dirigentes de fútbol abusaron de su posición, frecuentemente a través de una alianza con directivos inescrupulosos de empresas de márketing deportivo que impidieron la competencia y mantuvieron para sí mismos contratos muy lucrativos a través de un pago sistemático de sobornos”, dijo el Departamento de Justicia de Estados Unidos en un comunicado.

El escrito detalló que han sido acusadas 27 personas desde mayo por llevar adelante un esquema diseñado para solicitar y recibir más de 270 millones de dólares en sobornos para vender derechos de torneos y partidos de fútbol.

Irónicamente, el Comité Ejecutivo de la Federación Internacional de Fútbol (FIFA) aprobó el jueves un paquete de reformas en Zúrich para limpiar la entidad, arrasada por los arrestos y las acusaciones de corrupción.

La Conmebol sostuvo en un comunicado que “continuará cooperando permanentemente con la investigación de las autoridades, y seguirá profundizando las reformas administrativas que se vienen dando en la Confederación para su total transparencia y fortalecimiento institucional”.

En tanto, la Concacaf dijo que las detenciones sólo fortalecen su determinación de adoptar “importantes cambios estructurales y de gobierno en la organización, incluyendo (…) fundamentalmente modificaciones en la forma en que hace negocios”. Trinchera de la Noticia.

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario